ORIGEN Y CARACTERÍSTICAS

Ambrosia es una manzana muy especial, nacida de una plántula descubierta fortuitamente.

A principios de 1990, la familia Mennell encontró el primer árbol de Ambrosia en su huerta del Valle Similkameen, en la Columbia Británica (Canadá). Su sabor y presencia eran tan excepcionales que escogieron el nombre de “Ambrosia” para esta variedad de manzana ya que simbolizaba “el alimento de los dioses” según la mitología griega. Así, la manzana Ambrosia es el alimento de los dioses.

La manzana Ambrosia se registró en el año 1993 como variedad vegetal protegida. Desde entonces su popularidad ha ido creciendo considerablemente y está disponible en todo el mundo. Ambrosia es una manzana con sabor dulce y poco ácido. Por lo tanto es ideal para los más pequeños de la casa. También es perfecta para utilizar en ensaladas y platos al horno. Para garantizar su calidad, la manzana Ambrosia debe mantenerse en el cajón del frigorífico para asegurar su sabor y textura crujiente.

El calendario de Ambrosia es de 7 meses, de octubre a abril aproximadamente. Ambrosia es gestionada por Rivoira, empresa encargada de velar por el correcto cumplimiento y funcionamiento del sistema de protección de la variedad en Europa.