Que los niños tomen fruta es algo muy importante. Deben aprender a probar cada variedad y que disfruten comiéndola. Cada tipo de fruta aporta unas cosas pero, sin duda, la más completa es la manzana. De hecho, es la fruta que más se consume, pues es una de la que podemos disponer durante todo el año.

Es importante incluirla en la dieta infantil pues ayuda a mejorar muchas de las funciones del organismo de los pequeños de la casa.

  • REGULA EL TRÁNSITO INTESTINAL

Esto es debido a su alto contenido en fibra que ayuda a combatir el estreñimiento de manera natural. Aunque también puede causar el efecto contrario si el niño tiene algún tipo de virus intestinal.

  • MUY COMPLETA

Contiene niveles muy altos de potasio, magnesio, sodio, fibra, calcio y vitaminas A, B, C y E. Es muy completa y muy recomendable.

  • HIDRATA

En su mayoría es agua (85%), lo que hace que sea muy refrescante a la vez que hidratante.

  • PURIFICA EL ORGANISMO

La pectina que contiene la manzana absorbe las toxinas y mejora las funciones del sistema digestivo. Lo que ayuda que nuestro organismo se purifique.

  • APORTA ENERGÍA

Es un alimento rico en hidratos de carbono de absorción rápida por lo que aportará energía de manera instantánea. Perfecta para cuando dársela en el desayuno o tras alguna actividad física.

Por lo tanto, hay que comer manzana Ambrosia. Es una fruta demasiado buena como para no tenerla en nuestro frutero. Perfecta para mayores y niños.

Divina Ambrosia – Manzana Ambrosia